" gran timonel"de piojos

 

 Este pequeño lleno de piojos ,vistiendo de gala comunista para la ocasión, no superó el casting forzoso  para la kafkiana escena que nos obligaron a rodar.

 

Creo que era más feliz por no haberlo pasado, ,a juzgar por su enorme sonrisa.Comparadla con el pánico que asomaba a los ojos de los “elegidos” de abajo.

 

O quizá era feliz porque acababa de zamparse dos barritas energéticas de chocolate de la fotógrafa.